Trastorno esquizoide de la personalidad

Las personas con una personalidad esquizoide son introvertidas, retraídas y solitarias, así como frías y distantes en el terreno social.

Por lo general, viven absortas en sus propios pensamientos y sentimientos y temen el contacto o incluso la cercanía de los demás.

No suelen hablar demasiado y tienden a soñar despiertos prefiriendo la especulación teórica a la acción práctica. Fantasear, pues, es su mecanismo de defensa.

Leer más
Depresión: cómo funciona un antidepresivo

Los antidepresivos trabajan principalmente sobre sustancias químicas del cerebro, involucradas en la regulación del estado de ánimo, llamadas neurotransmisores, especialmente...

Cerrar